La cultura porteña de luto: Clásica y Moderna desalojada

La librería de los hermano Paco y Natu Poblet llevaba ochenta años alimentando charlas y debates. Convertida en bar literario, la Clásica y Moderna podía recibir desde David Viñas a Bioy Casares, escritores noveles y reconocidos, actores o lectores voraces. Fue sede de presentaciones de libros, recitales, mesas redondas.

Como le está ocurriendo a la mayoría de los negocios, la baja de las ventas y los tarifazos hicieron imposible pagar el alquiler de la tradicional librería de Callao al 800 y la acumulación de meses impagos derivó en un desalojo anunciado. Fue nominada la librería más linda del mundo por National Geographic,  la librería más linda del mundo es argentina. Fernando Monod, cuñado de Natu, quedó al frente del negocio: «Ofrecimos propiedades para pagar la deuda, pero el desalojo ya estaba avanzado. Además, todo sucede en el mes de feria judicial, por lo que en ese sentido no pudimos hacer nada».

Todavía no se han perdido las esperanzas de que se pueda recuperar este tesoro de la cultura que abrió sus puertas en 1938 pueda ser recuperada por ser un patrimonio histórico para la Legislatura Porteña, si lograran cancelar el total de la deuda en un mes, o el Estado se hiciera cargo de ella, podrían abrir sus puertas. Por el momento, diez empleados quedan en la calle, y a miles de lectores porteños se les cae un lagrimón. 

La Columna Vertebral, periodismo a la gorra. Echá una moneda