Después de 16 días de paro y 100 de conflicto en reclamo de salarios dignos, frente a la indiferencia de los directivos, y la persecución como única respuesta, la Asociación de Trabajadores Unidos del Hospital Larcade, anunció la renuncia de alrededor de 50 profesionales de la salud, médicos de planta, residentes, concurrentes, interconsultores, médicos de guardia y de consultorios externos. Una decisión dramática que significaría la desarticulación de servicios enteros como los de Cardiología y Clínica Médica del hospital, además de suprimir la unidad de docencia hospitalaria que está formando médicos hace más de 35 años.

Así lo anunció a través de un comunicado que reproducimos a continuación la ATUHL: «Frente a la falta de diálogo por parte de las autoridades del hospital, la secretaría de Salud y la municipalidad» el personal resolvió tomar esta medida extrema. «Es inaceptable trabajar en medio del clima de estrés y maltrato que los trabajadores vienen sufriendo», remarcaron.

Ojalá que el Intendente de San Miguel, Jaime Méndez, pueda escuchar este último grito de desesperación y evitar que este desastre se concrete en medio de la terrible pandemia que está golpeando al país y al mundo.

Imagen

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here