Trabajadoras toman la alimenticia Suschen luego del cierre

Trabajadoras de la tradicional alimenticia Suschen, ubicada en La Matanza desde 1976 y productora de las famosas mielcitas, tomaron la fábrica luego de que se diera a conocer el cierre de la firma, que dejó a los empleados en la calle y sin indemnizaciones.

De las 101 trabajadoras, 90 son mujeres sostenes de hogar cuyo ingreso alimenta a sus familias. Para obtener alguna respuesta, custodian las máquinas para impedir que se las lleven, en tanto que del propietario Roberto Duhalde no se sabe nada hace diez días. 

«La fábrica está tomada. Buscamos ahora ayuda de alguien que nos de ayuda para poder seguir produciendo y seguir adelante, como cooperativa o con algún empresario que se quiera hacer cargo. No nos vamos a ir hasta tener una solución”, explicó Silvia Ayala en diálogo con Primer Plano Online. Ayala también contó que en las últimas semanas tuvieron tres audiencias en la Secretaría de Trabajo de la Nación. En la última, que tuvo lugar el jueves pasado, representantes del gobierno exigieron que fuera el dueño de la empresa, quien finalmente no apareció. Debido a esto, se manifestaron frente a su casa ubicada en Adrogué. 

 

La Columna Vertebral, periodismo a la gorra. Echá una moneda