Agustín Navarro: militante popular

El lunes 25 de mayo, murió por coronavirus Agustín Navarro, vecino del barrio Padre Carlos Mugica. Sus compañeros de Barrios de Pie, CABA, nos hacen llegar este homenaje en su memoria.

Agustín era padre, abuelo, hincha de San Lorenzo, militante del movimiento barrios de pie y vecino del barrio Carlos Padre Mugica, Villa 31.

No tenía mucho, pero lo que tenía lo compartía. Por eso al sumarse al movimiento barrios de pie abrió en su casa, bajo su propio techo, un merendero para los pibes del barrio y por las noches salía a repartir comida caliente a la gente en situación de calle junto a otros compañeros y compañeras.

Agustín formaba parte de la comunidad en la que vivía, estaba comprometido con el barrio y con la gente, formó parte de la cooperadora de la escuela Padre Carlos Mugica y de la jugoteca, se puso al frente en la lucha por el polo educativo Mugica, fue delegado del barrio y participó en la mesa de Urbanización .

Entendía el sentido de la solidaridad, y por eso le enseñó a sus hijos que estudien pero que siempre ayuden a la gente que lo necesita.

Repartía su tiempo entre la familia, los amigos, los partiditos de fútbol, el merendero, las reuniones, y su estudio.

Era una persona que pensaba en los demás y actuaba para mejorar las condiciones de vida de todos y todas, extendiendo los límites de su casa, compartiendo, debatiendo y participando. Entendía la política como una herramienta de transformación y por eso se animó a estudiar ciencias políticas. Iban junto a su hija a la universidad, ella a estudiar trabajo social y él ciencias políticas.

Ya no vamos a contar con Agustín en las reuniones, ni va a brindar un plato de comida, tampoco compartir un partido o una cena con sus hijxs.

Queremos contarles quién era porque la vida de Agustín vale tanto como otras vidas, pero él vivió en un barrio olvidado, en un barrio postergado.
Queremos contarles quien era Agustín porque no queremos olvidarnos de él ni de su lucha, que es la de muchxs y es una lucha por la vida digna.

¡HASTA LA VICTORIA SIEMPRE COMPAÑERO!

La Columna Vertebral, periodismo a la gorra. Echá una moneda