Ezequiel Tosco, secretario general de la Asociación Gremial de Computación, charló con La Columna Vertebral acerca de los problemas de la implementación de la ley de Economía del Conocimiento, los aspectos ignorados y el intento de las empresas por desconocer al sector gremial, beneficiando a una compañía como Globant que no permite la afiliación de sus trabajadores a un sindicato.

“En la reglamentación hacen toda una pirueta intentando dividir lo que son gremios con personería, gremios sin personería, trabajadores afiliados y trabajadores no afiliados para darle herramientas a las empresas tecnológicas para cumplir las obligaciones gremiales mediante una simple declaración jurada que ni siquiera está prevista para que el gremio tenga acceso a esta para verificar y certificar que se cumplan con las obligaciones gremiales”, explicó Tosco acerca de las fallas incluidas en la reglamentación del teletrabajo aprobada a comienzos de este año. “El sector empresario informático desconoce a la parte gremial; no solamente la de su actividad, sino que intenta cambiar el modelo sindical argentino”, agregó.

“el sector empresario informático intenta cambiar el modelo sindical argentino”

Por otro lado, Tosco criticó a Matías Kulfas, Ariel Schale y María Apólito y aseguró que la reglamentación “demuestra un desconocimiento total de parte del Ministerio de Producción de lo que son las leyes laborales nacionales”. “Mediante la ley 23.551, nosotros hoy le tenemos que dar cobertura a todo el universo de trabajadores informáticos estén o no afiliados. Aquel trabajador que no esté afiliado cuenta con la protección de la organización gremial”, manifestó el dirigente, quien además aseguró que empresas como Globant, una de las más grandes del sector en Argentina, reciben “beneficios extras”. “Ellos hoy no tienen ni siquiera un trabajador afiliado porque ellos mismos no permiten afiliarse a los trabajadores o no reconocen a las entidades gremiales. Por lo tanto, ellos van a poder decir que cumplen con las obligaciones gremiales mediante una simple declaración jurada y así poder dar por cumplido ese paso para ingresar a la Ley de la Economía del Conocimiento y recibir los beneficios que ya sabemos que están recibiendo”.

Por último, el secretario general de la AGC elogió la Ley salida del Senado “porque le da mayor competitividad también a las pymes”. “Hay dos modelos básicamente: uno es el modelo indio de desarrollo tecnológico, que es lo que nosotros llamamos la picadora de carne o la venta de horas hombre, y del otro lado tenés el modelo irlandés que es un modelo de alto valor agregado y de alto contenido tecnológico. Nosotros creemos que hay espacio para los dos modelos de negocios en Argentina. Ahí es donde se está disputando también, entre el mismo sector empresario y con las empresas grandes que tenemos”, concluyó

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here