Ana Chayle, integrante de la Asamblea El Algarrobo de Andalgalá, pasó por La Columna Vertebral para charlar sobre la lucha del pueblo contra la megaminería, la unión de los dinstintos pueblos afectados por grandes corporaciones y las arbitrarias detenciones de militantes y vecinos durante una de las caminatas que llevan a cabo hace más de once años.

Chayle explicó que “el yacimiento Agua Rica está ubicado justo sobre el Río Minas, que es uno de los tres principales afluentes del Río Andalgalá. Te digo río Andalgalá y te estoy diciendo que es el río que posibilita la vida de este pueblo, es el que posibilita que tengamos una biodiversidad tremenda, es el que posibilita que hoy estemos aquí, que yo pueda estar hablando. Sin ese río, Andalgalá se muere. Eso es innegable”.

Por otro lado, la referente de la asamblea destacó el apoyo de distintas organizaciones internacionales que se solidarizaron con la causa de los vecinos de Andalgalá. “Hemos tenido el apoyo de organizaciones en Canadá, en Alemania y también en Italia. En el caso de Canadá, el apoyo se da porque una de las principales accionistas de la empresa que hoy está explotando nuestro yacimiento es de allá, donde tiene su propia denuncia por contaminación”, indicó Chayle, quien a su vez remarcó que estas empresas “tienen un modus operandi que hace que todos los pueblos donde se instalan se terminan uniendo en su contra”.

 “Los proyectos megamineros suelen estar en localidades muy olvidadas por los gobiernos nacionales. Localidades distantes de la gran urbe, y eso hace que a veces nos sintamos muy lejos. Entonces esto nos ha llevado a los pequeños pueblos que somos víctimas de la codicia a unirnos, a tejer esas redes que te comentaba, y estamos en constante comunicación con distintas asambleas”, destacó la vecina de Andalgalá.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here